Cómo probar un relay

Para probar un relay o relé, debemos primero identificar qué tipo de relay  tenemos, pues existen de diversos tipos, tamaños y formas.

Los relay de refrigeradores suelen ser más  grandes al igual que los que se usan en motocicletas o aires acondicionados.

Los relay de electrodomésticos comunes, suelen ser pequeños y usualmente son de color negro, azul o blanco.

Los relay más comunes suelen tener 5 patas o pines, pero también se pueden encontrar relay con más o menos pines.

Sea cual sea el caso, los relay o relé funcionan bajo los mismos principios y están formados básicamente por los mismos componentes: una bobina que forma un electroimán y contactos metálicos.

Cómo probar un relay facilmente.

Para probar el relay debemos entonces seguir estos pasos a continuación:

1- Para probar la bobina debemos utilizar un multímetro en la escala de ohmios o resistencia; usualmente la bobina se encuentra entre 2 pines del relay y es allí en donde colocaremos las puntas de medición del multímetro.

-Si la bobina mide algunos cientos de ohmios (390, 420, 600 ohm etc); el relé se encuentra en buen estado. Algunos relay de altas corrientes pueden medir solo algunos ohmios.

- Si la bobina no mide absolutamente nada; el relay está en mal estado (circuito abierto).

2- Con el multímetro en la escala de ohmios o de continuidad, verificaremos que los contactos del relay se cierren o se abran, según corresponda.

3- Con una pila o fuente de alimentación, podemos también verificar el funcionamiento de la bobina y de los contactos. Simplemente alimente la bobina con un voltaje igual o cercano a su voltaje de trabajo. 

Escuche como los contactos se cierran y abren.

Si esto no ocurre, entonces el relay está quemado.

Compartir en...

Ver otros articulos

Siguiente
« Prev Post
Anterior
Next Post »